sábado, 3 de octubre de 2009

ALGÚN AMOR QUE NO MATE, de Dulce Chacón

Algún amor que no mate es la primera novela de Dulce Chacón, esta autora de vida breve que en 2003 moría de cáncer, tan solo un mes después de conocer que padecía esta enfermedad. El maldito tiempo le dejó publicar sólo cinco novelas, siendo la última La voz dormida, que la consagró por fin en el difícil panorama literario.

Estamos ante una breve historia sobre la tristeza, la soledad, el dolor.

La narración es correcta pero algo pobre, porque es difícil establecer la barrera entre la sencillez y la pobreza, y a Dulce Chacón en 1996 le quedaba aún mucho por evolucionar. Es cierto que el lenguaje coloquial de las protagonistas las hace más humanas, ambas se funden en una, porque en realidad son la misma persona.

Un final conmovedor y triste, pero predecible.

Reacciones:

4 comentarios:

  1. Sólo con el título me dan ganas de leerlo, aunque no sea una gran novela, la gracia de un buen escritor e lograr empatizar con el lector, puesto que este se siente identificado con el lenguaje, las situaciones, etc. Le voy a buscar. Besos, señor escritor...eso quisiera ser yo.

    ResponderEliminar
  2. A mi con tu reseña no me dan ninguna ganas de leerlo. Bastante tengo ya con lo que tengo.
    Un abrazo

    ResponderEliminar
  3. Me han recomendado muchisimo a esta autora, de todas maneras de una primera novela jamas se puede saber como escribe un autor, porque todo el mundo evoluciona... yo ya voy teniendo ganas de tener la tuya entre manos porque con esas criticas que te hacen promete mucho.
    Seguro que en breve leo algo de esta autora, y si esta me parece pobre seguro que repito, siempre doy mas de una oportunidad

    ResponderEliminar
  4. Paolav, tu también eres escritora, así que deberías asumirlo y eliminar ese condicional de la frase, jeje. Si lo lees ya me contarás, es muy cortito y se lee muy rápido, a mí no me terminó de convencer, pero tampoco me disgustó del todo.

    Eva, ¿Por qué dices que ya bastante tienes con lo que tienes?

    Carmina, totalmente de acuerdo, todo el mundo evoluciona, en la vida, en la literatura, en todo. Yo también suelo dar más de una oportunidad, ejemplo de ello es paulo coelho, del que he leído dos libros y no me ha gustado ninguno (pero nada nada) y aún así creo que leeré antes o después Veronika decide morir.

    Besos para las tres y gracias por comentar, siempre son bienvenidas vuestras palabras!!!

    ResponderEliminar

¡GRACIAS POR COMENTAR! Toda aportación respetuosa que genere debate y fomente el pensamiento crítico es bienvenida.