miércoles, 22 de mayo de 2013

BESTIAS DEL SUR SALVAJE, de Benh Zeitlin


Esta película fue una de las grandes sorpresas de la pasada temporada de premios, consiguiendo cuatro nominaciones en los Oscars en categorías principales: Mejor Película, Mejor Dirección, Mejor Actriz Protagonista y Mejor Guión Adaptado. 

Es la historia de un grupo de personas que no quieren dejar 'La bañera', un lugar cerca del Polo Sur que, debido al calentamiento global, está amenazado con desaparecer por la subida del nivel del mar. Los animales mueren. La gente se marcha. Pero ellos deciden quedarse. 

Es la historia de Hushpuppy, una niña sin madre que, ya desde muy pequeña, aprenderá lo que es verdaderamente importante: la familia, la sensación de pertenencia a un lugar, el coraje y, sobre todo, la dignidad. Porque Bestias del sur salvaje es por encima de todo una película sobre la dignidad

La pequeña actriz Quvenzhané Wallis derrocha esa fuerza que tienen los niños y hace de una interpretación imposible un trabajo impecable, apoyada por su padre en la ficción, Dwight Henry, en un duelo interpretativo de dos caras desconocidas del circuito mainstream a la altura de los más grandes. Está espléndida desde el prólogo, que es épico. Este nivel de obra maestra no se mantiene durante toda la obra, pero sí que es cierto que el director Benh Zeitlin, en su primer largometraje, consigue una mezcla perfecta entre el realismo más descarnado y la magia de los cuentos, algo complicado que no siempre sale bien, pero que me recuerda a la esencia de El laberinto del fauno, de Guillermo del Toro. No es una película perfecta, puesto que busca una excesivo impacto que no llega a producirse del todo, pero sí absolutamente recomendable. 

Estamos ante un ejercicio poético que demuestra que en lo feo existe belleza, que en lo rudo hay amor y que en lo natural hay un valor añadido. Que nos invita a reflexionar, sin caer en demasiados tópicos ni en lo evidente, sobre el Norte y sobre el Sur, sobre lo que tenemos y estamos destruyendo día tras día, sobre "civilización" que, a veces y por desgracia, es la verdadera bestia.

Reacciones:

9 comentarios:

  1. A mí me gustó bastante... y sé que no coincidimos en las valoraciones de las películas de los pasados Oscars jajaj. Tiene fallos pero está bien y me gustó más que alguna supreproducción, además, es la primera que vi, fue la que me sirvió de referencia. La niña va a ser Annie la del musical en una nueva producción de Hollywood, se va a hacer de oro. Un abrazo Ismael

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. jajaja, bueno, no coincidimos aunque tampoco tenemos posturas tan opuestas, no???? no tenía ni idea de lo de la niña... aunque la verdad, después de verla actuar aquí no me extraña que la contraten por todos los lados!!
      un abrazo!!!

      Eliminar
  2. Como dices es una hermosa película, llena de poesía y de un sentido mensaje de la vida.
    Un abrazo!

    ResponderEliminar
  3. Bueno, bueno. Ya la estoy buscando. Me apetece un montón verla.
    Besos Ismael

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Qué bien! es una película interesante, la verdad es que se pueden extraer mensajes de ella, es bonita desde lo feo, algo curioso y complicado. Ya me dirás qué te ha parecido :)
      un besote!

      Eliminar

  4. ¡Hola! he abierto mi blog hace aproximadamente un mes, y te escribo porque me gustaría que lo conocieras haciéndome una visita. Espero que te guste y que pueda verte a menudo por él. Yo también me iré pasando por tu blog.
    Un saludo y gracias.
    http://humanidadesyalgomas.blogspot.com.es/

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Mucho ánimo con tu blog, prometo visita en cuanto tenga un ratito!
      Saludos!!!!

      Eliminar
  5. La he visto y me ha gustado. De esas películas que no tienen mucha acción, pero que te transmiten muchos sentimientos.
    Un beso Ismael

    ResponderEliminar

¡GRACIAS POR COMENTAR! Toda aportación respetuosa que genere debate y fomente el pensamiento crítico es bienvenida.