viernes, 26 de julio de 2013

TAKE THIS WALTZ, de Sarah Polley


El segundo largometraje de Sarah Polley se centra en algo tan universal como la vida y la muerte: el desamor. Un sentimiento de mil formas que a veces es devastador, otras calmo, otras triste y otras como una liberación. En este caso, un desamor que nace del desgaste, de la cotidianidad y de una pasión que se desvanece con el viento.

Margot es una mujer que se casó muy joven y que lleva una vida feliz, pero a la que su atractivo vecino le desmontó los pilares de la vida. Él se enamora de ella, ¿y ella? ¿dará el paso y se atreverá a tomar ese vals del dolor de la ruptura y de la pasión renovada?

Sarah Polley cuenta una historia que nos han contado ya una y mil veces, pero lo hace incidiendo en las miradas y en los miedos, deleitándonos con metáforas que no por explícitas son menos certeras: el personaje de ella tirándose a la piscina, el baño en la ducha con las mujeres mayores y la demoledora frase: "lo nuevo se vuelve viejo" y los besos a través del frío cristal, tan cerca de los otros labios y, a la vez, imposibles de rozar, de sentir. 


Michelle Williams vuelve a demostrar que es de las mejores actrices del cine actual, capaz de decirlo todo sin decir nada; secundada por los correctos Seth Rogen (en un registro más dramático que en 50/50) y Luke Kirby, y por Sarah Silverman en el papel de la cuñada, una alcohólica que no siente vergüenza de expresar con palabras lo que Margot jamás se atreverá a pronunciar. 

Una película sencilla, sin demasiadas pretensiones, que se centra en los sentimientos, en su deterioro, en la desdicha que eso produce. Una película que es fácil de ver, sin ser demasiado melodramática y alejada de la ligereza absurda que la habría vuelto absurda. Una película con una escena final maravillosa que honra el tema de Leonard Cohen, que muestra con precisión una sensación que te vacía, que te duele y te retuerce, que todos hemos sentido alguna vez con mayor o menor intensidad, y que deja una herida, la de sentir el aburrimiento triste del desamor.

Reacciones:

7 comentarios:

  1. Tiene pinta de ser una de esas películas que me gustan. Por cierto, me gusta que hayas cambiado el aspecto del blog, porque antes me resultaba difícil comentarte alguna de las veces, y desde el móvil más.. (torpe que es una)
    Besos!

    ResponderEliminar
  2. Saramaga, la verdad es que las vistas dinámicas del blog me gustaban mucho, pero daban demasiados problemas para dejar comentarios. Espero que todo se solucione ya!! un besote!!

    ResponderEliminar
  3. También me gustan este tipo de historias, así que terminaré viendo esta peli.
    Besotes!!!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Es una historia sencilla pero personal, y a mí me ha hecho recordar ese sentimiento de desamor sin gritos que sentí una vez y que es tremendamente triste.
      Un besote!

      Eliminar
  4. Ya quiero verla, me encanta esta chica

    Un placer

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. A mí también, cada día más, creo que es de las mejores actrices jóvenes del cine estadounidense. Un besote! :)

      Eliminar
  5. Ay ay ay ay take this vals!! Hermosamente desgarradora <3 !!

    ResponderEliminar

¡GRACIAS POR COMENTAR! Toda aportación respetuosa que genere debate y fomente el pensamiento crítico es bienvenida.