viernes, 11 de abril de 2014

RESEÑA | AGOSTO, OCTUBRE, de Andrés Barba


Decir que Andrés Barba es uno de los autores más jóvenes y talentosos del panorama literario nacional es caer en el tópico y repetir lo que todo el mundo dice de él. Pero es que es la realidad. A sus 39 años ha publicado ya 10 novelas, 3 libros para niños, un libro de relatos y un ensayo. 

Agosto, octubre es la primera novela que leo de él, un libro breve (como la mayoría de sus obras) pero cargado de una intensidad y una viveza que traspasa las hojas y llena todo el espacio de calidad. Porque una de las cosas que he pensado mientras leía era "joder, qué bien escribe este tipo". 

Barba nos cuenta la historia de Tomás, un adolescente de 14 años que en las últimas vacaciones con su familia experimenta un cambio profundo en su manera de ver el mundo, sus ojos dejan de ser ojos de niño, una especie de quemazón le sacude el estómago y la garganta y necesita encontrar nuevas experiencias que consigan calmar esa ansiedad. Agosto, octubre es la fotografía certera y precisa de ese momento justo en el que uno pierde la inocencia y la blancura de familia burguesa de clase media en la que se ha criado para chocarse con un mundo que a veces es hostil y casi siempre sucio. Y encontrarse también con la muerte inevitable. El personaje de Tomás es uno de esos personajes que consiguen quedarse clavados en la retina del lector, de lo bien dibujados que están, con una profundidad psicológica que se palpa y se disfruta y se sufre a medida que avanzan las páginas, empujados por las circunstancias que llevan a Tomás a hacer lo que hace y a ver lo que ve, que desemboca en una sensación sucia que se pega a la piel de Tomás y se expande hasta la piel del lector, con el que comparte una intimidad desagradable. 

Agosto, octubre es una historia brutal que impacta y perturba, el final de la niñez aplastado por un hecho atroz que conducen a una madurez que llega de forma imprevista, como ocurre siempre, como un bofetón inesperado recibido en la mejilla. 

En definitiva, una lectura íntima, despojada de sentimentalismos gratuitos y que os recomiendo con fervor. 

Texto: Ismael Cruceta @CajondeHistoria

Reacciones:

14 comentarios:

  1. Me han entrado unas ganas tremendas de leerlo después de tu entusiasta reseña. Besos.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Graciass!!! es una novela breve y muy intensa, muy de tu estilo además, te va a encantar!
      un besote!

      Eliminar
  2. Este tipo de lecturas suelen gustarme mucho, así que apuntadito que me lo llevo.
    Besotes!!!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Sí, es un gran libro (y fíjate que es breve, jeje) rebosa calidad!
      un besote!

      Eliminar
  3. Lo tengo apuntado desde que leí unas reseñas en el blog de Marilú y en el de Offuscatio (creo no equivocarme de blogs). Y ahora dices "lectura íntima" y ya necesito leerlo.
    De este autor leí hace unos años una novela infantil "Historia de Nadas" (reseñada en mi blog), un libro sencillo porque va dirigido al público más pequeño, pero con mucho mensaje.
    Un abrazo

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Escribe genial Barba, yo no le quiero perder la pista.
      un besote!!!

      Eliminar
  4. Me dejó impresiones similares a las tuyas. Sobre todo en eso de compartir una intimidad desagradable :) Uno de esos libros que se quedan clavados.
    Un beso

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Verdad? es una novela muy buena, Barba es un crack!
      besos!

      Eliminar
  5. Lo tenía fichado, desde hace un montón además, que pinta requetebien! =)

    Besotes

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Síii, a ver si consigo que le subas algún puestito en la lista de pendientes infinita!! jaja
      besotes!

      Eliminar
  6. Es una novela fantástica. Refleja por un lado perfectamente ese momento de caída de los padres al mundo de los normales. La confusión, la rebeldía, en definitiva la desnudez y la fragilidad al daño que se tiene y, como si el lector también quedase expuesto, comparte con nosotros ese toque que se nos atraganta.
    Imposible olvidarlo
    Besos

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Muy precisa, capaz de crear en el lector justo aquello que pretendía el autor, eso me ha parecido a mí.
      besotes!

      Eliminar

¡GRACIAS POR COMENTAR! Toda aportación respetuosa que genere debate y fomente el pensamiento crítico es bienvenida.