lunes, 23 de enero de 2017

Crítica | La llegada, de Denis Villeneuve


La llegada nos cuenta la historia de una lingüista a la que reclutan para intentar traducir el idioma de unos extraterrestres que han llegado a la Tierra. 

Bajo este argumento de ciencia ficción, se esconde una película inteligente y perfectamente construida e interpretada por Amy Adams, protagonista del mes en CAJÓN DE HISTORIAS, en un papel que tiene una fuerte complejidad psicológica y en la que la actriz hace un derroche templanza y contención en medio del caos. 

Era de esperar que su director, el canadiense Denis Villeneuve, nominado al Oscar por Incendies, no iba a realizar un blockbuster de acción vacío. Todo lo contrario: La llegada es una de las películas más inteligentes del año, que hay que dejar reposar tras su visionado, por la cantidad de hermosos mensajes que en ella hay. 

Estéticamente hipnótica, el film va ganando en enteros según avanza, es una película pausada, en la que la intensidad va creciendo poco a poco y en la que finalmente vence la belleza y el carpe diem como filosofía de vida. 

Una rara avis que merece mucho la pena ver, que mezcla a la perfección el cine de ciencia ficción y la sensibilidad, en la que hay más aciertos que fallos, en mi caso, el fallo fueron las expectativas, que estaban tan altas que eran difíciles de saciar. Pero aún así, imposible no reconocer que estamos ante una pequeña maravilla del séptimo arte. 


Texto: Ismael Cruceta @CajondeHistoria

Reacciones:

2 comentarios:

  1. NO la he visto, pero voy a tener que hacer hueco para hacerlo, que me dejas con ganas.
    Besotes!!!

    ResponderEliminar
  2. Me encantó, creo que lleva a tener mil y una conversación tras verla pues te lleva a reflexionar sobre ti mismo

    Buena crítica
    Un beso

    ResponderEliminar

¡GRACIAS POR COMENTAR! Toda aportación respetuosa que genere debate y fomente el pensamiento crítico es bienvenida.