viernes, 11 de mayo de 2018

Eurovision 2018 | Mis 10 canciones favoritas


No sabía exactamente cómo titular este post, porque lo que viene a continuación es una mezcla entre lo que quiero que pase y lo que creo que pasará, mezclándose razón y corazón. Aquí el Top 10. ¡Y toda la luz para Amaia y Alfred y su linda historia de amor!

10. Alexander Rybak: That's how you write a song (Noruega)
Este muchachito, que ganó el Festival en 2009 gracias a su frescura, intenta repetir la fórmula mágica para imponerse en la competición. En un año con cantantes de impecable calidad vocal y canciones realmente buenas, Rybak roza la mediocridad en directo, así que si logra el Top 10 será ya un regalo.



9. Cesár Sampson: Nobody but you (Austria)
Es una de las producciones musicales más elegantes y una de las voces más bonitas de este año.



8.  Benjamin Ingrosso: Dance you off (Suecia)
Suecia juega en otra liga. Ha ganado el Festival en seis ocasiones. En esta década, dos veces. La puesta en escena de este tema es otro nivel, de una precisión exquisita. Oro puro.



7.  Elina Nechayeva: La forza (Estonia)
Todos los años se cuelan propuestas de corte clásico. Este año Estonia (sí, Estonia) se atreve con una soprano que canta en italiano. Definitivamente, la mejor voz del festival. Pero ¿logrará este estilo convencer a la mayoría? No  lo creo...



6. Mikolas Josef: Lie to me (República Checa)
Cuando se conocieron las canciones de esta edición, República Checa fue una de mis favoritas. Con el paso de las semanas ha ido bajando posiciones, porque en directo le falta un poco de brillo a Mikolas Josef. De todas maneras, un Top 10 seguro.



5.  Alfred y Amaia: Tú canción (España)
Suenan muy bonito en directo (al contrario que algunos artistas de esta edición, que flaquean con respecto a la versión de estudio), consiguen crear magia en el escenario a través de sus miradas de amor. Y su canción es emoción sincera. Merecido Top 5.



4. Netta: Toy (Israel)
Nunca me encantó. Ha sido la gran favorita de este año, hasta el último momento, que se ha desinflado un poco. Quizás porque, como el representante de República Checa, no logra brillar del todo en directo. La canción transmite muy buen rollo y es ultra festiva, además de muy acorde con el momento actual. Espero que no gane, le falta la fuerza que debe de tener una digna ganadora. Quedará, seguro, en el Top 5.



3. Eleni Foureira: Fuego (Chipre)
La diva gay de este año. La canción prototípica que ganaba Eurovisión a finales de los noventa y principios del siglo XXI. Eleni Foureira ha hecho una escalada impresionante en las casas de apuestas. Hace un par de semanas estaba en la posición número 20 y esta semana desbancó a Israel. Podría dar el campanazo y ganar: tema pegadizo, bailable, coreografía y puesta en escena impecable, y aguanta el tirón vocal, auque llega ahogada la pobre.



2. Madame Monsieur: Mercy (Francia)
La canción de Francia es un canto a la Europa solidaria. Un tema elegante, una historia conmovedora, una buena ejecución y una producción musical que suena atemporal. Una de mis canciones favoritas de esta edición. 



1. Equinox: Bones (Bulgaria)
Ha estado entre las favoritas desde el principio pero es que cuando la escuchas en directo la canción gana en enteros y alcanza otros niveles de fuerza y potencia. Las voces del quintento empastan súper bien, y la capacidad del chico afro que canta en la segunda parte elevan este tema al nivel de maravilla en estado puro. El año pasado Bulgaria quedó en segundo lugar. Este año es material ganador. 


Selección: Ismael Cruceta @CajondeHistoria

Reacciones:

1 comentario:

  1. ¡Pues tenemos la misma favorita! El tema búlgaro es fantástico, pero en directo ya es increíble. La canción de Netta es como un chute de energía, al igual que la de Eleni Foureira. De tu selección yo prescindo de Rybak —esta vez no me convence— e Ingrosso. Mi otra gran favorita es «Higher ground» (Dinamarca). Amaia y Alfred también están entre mis diez favoritos; lástima que la delegación española siga maltratando a sus representantes. No sé qué pasará mañana, pero cualquier voto que rasque la pareja será únicamente mérito de los dos, no de los que han manejado la candidatura. Merecen todo lo bueno que les depare el futuro.

    Y con esto dicho, ¡feliz noche de sábado! Qué pena que mi semana favorita del año se vuelva a esfumar.

    ¡Abrazos!

    ResponderEliminar

¡GRACIAS POR COMENTAR! Toda aportación respetuosa que genere debate y fomente el pensamiento crítico es bienvenida.